Los vengadores (II): Iron Man

Comics

Tony Stark el millonario más excéntrico del universo Marvel se dedica a amasar fortunas y riquezas vendiendo armamento de lo más sofisticado a todo aquel que pueda pagarlo mientras destroza su hígado con todo tipo de licores.

Hasta que un día sufre un secuestro por parte de una célula terrorista que le exige el arma definitiva a cambio de su corazón. Le facilitarán todos los medios cientificos necesarios para crearla. En vez de eso, los usará para huir del lugar con una batería capaz de mantenerle con vida y un traje con la fuerza de un ejército con el que podrá escapar destruyendo por completo el pueblo de los pobres terroristas.

Al volver a sus EEUU decide poner el traje y su vida al servicio de las Industrias Stark, donde le esperan Jarvis (mayordomo en los comics e inteligencia artificial en la película) y una encantadora Gwyneth Palthrow que está entregadísima a la causa del alcóholico Stark y que pone su vida en peligro para salvar a su jefe. Tony Stark está sufriendo la extorsión del mayor accionista de la empresa de su padre que intentará dinamitar su fortuna y su reputación para hacerse de oro a costa de Stark Industries y de las vidas de muchos inocentes.

Como colofón de la película veremos la introducción de Máquina de guerra, viejo amigo de Tony que heredará uno de los trajes del multimillonario, además de la aparición recurrente de Samuel L. Jackson en el papel de Nick Fury.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*